28 de junio de 2015

Vencer el conformismo

La envidia, la crítica destructiva, la hipocresía son señales claras que nos hemos estancado, personal y humanamente, pues denota que no hemos sido capaces de crecer.
El conformismo, la negatividad nos indica que estamos en un nivel de mediocridad, púes nuestras metas y expectativas no están siendo satisfechas ni estamos logrando aquello por lo que soñamos.
¿Porque los éxitos de los demás me me molestan? ¿porque el crecimiento de los demás lo vemos como un peligro o miedo? ¿Acaso no somos capaces de cumplir nuestros sueños y metas?
Los éxitos de los demás nos deben motivar a seguir creciendo a seguir luchando por nuestras metas, porque nuestro bienestar, nuestra paz y la felicidad depende exclusivamente de nosotros. Este debe ser el punto de partida para lograr y convertirnos en nuestro propio arquitecto de metas y anhelos.
Hoy debemos dedicarnos a ser mejor; no a criticar ni a destruir lo que otros están haciendo, pues la mediocridad y el conformismo se supera desechando lo malo, lo negativo y lo inservible de nuestras vidas.
Vence el conformismo y la mediocridad, planteate metas y llevalas a cabo comienza por lo simple y lo sencillo y luego llegarás a conquistar lo complejo, dejemos de quejarnos, de ponernos excusas, lo único que obtendremos es más frustración tristeza y desesperanza. Dile ya basta al conformismo y la mediocridad.